Venezuela: El pais donde la PAZ se come en forma de ARROZ

Hay un dicho que dice: “Las acciones gritan más fuerte que las palabras” . Este dicho nunca había sido tan válido como ahora en nuestra querida tierra. Mientras el gobierno promueve la paz con energía y hasta la mete por la fuerza en la vida cotidiana, en la calle esa paz se garantiza con Tanquetas, Guardias Nacionales y mensajes amenazadores que demuestren que en Venezuela la violencia no tiene cabida.

Presidente Maduro. Tomado del Chiguire Bipolar
Presidente Maduro. Tomado del Chiguire Bipolar

La Paz se consigue y se proteje usando todos los medios posibles, no importa si la violencia es uno de ellos. Muestra de esto es el mensaje que da Arroz Casa a la población en su empaque de arroz:

“NI GUARIMBA NI PARACOS”.

Con la paz garantizamos también nuestra seguridad alimentaria

¿Será que este tipo de comportamiento lo aprendemos desde niños? En el colegio no era inusual que un niño fastidiara a los otros contínuamente y cuando alguien se quejara se le respondiera: “eres una mamita”. Pero basta que a ese niño peleón alguien le diera su buena patada para que se quedara tranquilito o saliera llorando.

La Paz ahora se come y se come en forma de arroz

Hace pocos días un artículo del Chigüire Bipolar andaba circulando por las redes sociales. El Chigüire hacía un punto en el llamado a la Paz de Maduro con este título:

“Maduro dice que le dará una “saparapanda de coñazo” a quien no quiera paz”

Lee un extracto del artículo:

El Presidente Nicolás Maduro anunció la tarde del martes en cadena nacional que le dará una “saparapanda de coñazo” a todos los venezolanos que no quieran la paz en el país.

Maduro aseguró que seguirá enviando gente a la cárcel con “juicios express” a todo aquel que no le guste la paz. “La paz depende de cada persona. Para mí la paz es que no protesten, quizá tu paz es distinta, pero la mía es así y yo soy el Presidente. ¿Qué dice acá en este papelito? Pre-si-den-te. El Leopoldito ese no es presidente que yo sepa. Puede tener unos abdominales divinos, pero no es presidente; así que no le hagan caso.”

El artículo fue una profecía para lo que vendría poco después. El gobierno consigue una forma sumamente original de promover la paz: Colocar un mensaje de paz en los paquetes de arroz que reciben millones de venezolanos en sus hogares:

ArrozCasa manda a patear a quien no quiera paz
ArrozCasa manda a patear a quien no quiera paz

¿Será que este método para la Paz funcionará? Si la paz se puede ganar a patadas entonces podemos sentirnos que estamos de vuelta en el patio del liceo, jugando en el receso y este gordito que nos está cayendo a patadas a todos nos está diciendo: “agarren su paz a patadas y no sean tan mamitas”.

Deja un comentario